Sueños, el significado del agua

Los sueños representan algo. Muchas poblaciones utilizaron los sueños para tomar decisiones, para organizar sus vidas y también como presagios del futuro. Los elementos que nos aparecen en un sueño, sin embargo, podrían tener significados, representar algo.

Ya hemos hablado del fuego y la serpiente y lo que representan, ahora nos ocuparemos del agua. El agua es considerada la cuna de la vida, de todo ser vivo y cómo el fuego tiene una naturaleza dual, beneficioso y maléfico, es decir, puede crear, pero también destruir.

El agua puede purificar o causar ruinas. Las olas que fluyen del mar y los ríos simbolizan el movimiento y el cambio, pero también la continuidad de las cosas. Como el fuego, es un elemento esencial de la vida, pero aporta calma y tranquilidad. Escuchar el lento batir de las olas te relaja mucho.

El agua aparece en los ritos de muchas religiones, especialmente en la práctica de bautismo, donde es una fuerza purificadora y simboliza el renacimiento del alma, por lo tanto el comienzo de una nueva vida limpiado de pecados pasados. El agua también es sinónimo de la sumisión y pasividad del principio femenino.

En el taoísmo, el agua es el símbolo del poder de los débiles y adaptabilidad, no siempre negativo. Cuando el agua se encuentra con un obstáculo se parte y lo rodea, pero con el tiempo logra consumirlo.

En los sueños, el agua representa el matriz, seguridad y alegría, especialmente si tiene imágenes de aguas tranquilas, como un lago. Las olas fuertes e incontenibles, por otro lado, son un síntoma de fuerza incontrolada o incluso de impulsos sexuales.

Soñar con una vasta extensión de agua está conectado al inconsciente, a los misterios de lo desconocido que puede ser muy tranquilo y lleno de caos y violencia. sin embargo el agua también sustenta la vida, no podía ser de otra manera y aquí viene el individuo que, conociendo su vida y sus impulsos, puede dar a los sueños el sentido que tienen.

Finalmente bucear significa estar en busca del significado de la existencia e nadar a través un cuerpo de agua para transformar.

Deja un comentario